La misión de Honda para 2050: adiós a los accidentes de tráfico (parte I)

Imagina por un momento una sociedad en la que no haya accidentes de tráfico. Una sociedad en la que ni peatones ni conductores ni pasajeros pierdan la vida en la carretera. ¿Utopía? Ya no. Bajo el lema “Seguridad para todos”, Honda se ha propuesto reducir a cero el número de víctimas mortales en accidentes de tráfico, ya sean de automóvil o de motocicleta, de aquí a 2050. Un objetivo que espera conseguir a través de las tecnologías más vanguardistas. Las Tecnologías Avanzadas de Seguridad para el Futuro pronto serán una realidad con la que Honda garantizará la seguridad de todos en la carretera.

Tecnologías que salvan vidas

Honda lleva tiempo dedicando un gran esfuerzo a la investigación y desarrollo de tecnologías orientadas a la consecución de este objetivo de cero víctimas mortales en accidentes de tráfico. Ya comentamos en un post anterior las mejoras introducidas por el nuevo sistema Honda SENSING 360. Este sistema de seguridad omnidireccional y de asistencia al conductor que se implementará en China este 2022 y antes de que termine 2030 se habrá incorporado a toda la gama Honda en los mercados más importantes.

Gracias a su paquete de seguridad avanzada Honda SENSING 360, la compañía ha conseguido  reducir significativamente el riesgo de accidentes. El sistema es capaz dedetectar la cercanía de vehículos o peatones prácticamente desde cualquier lado del vehículo, con lo que se eliminan los temidos ángulos muertos. Las alertas sonoras y visuales   avisan al conductor con antelación suficiente para evitar un posible impacto. Pero todo esto no es suficiente. Mientras la carretera continúe segando vidas, Honda seguirá invirtiendo en investigación  para desarrollar en el menor tiempo posible tecnologías que  garanticen la seguridad de todos . El siguiente paso es la Inteligencia Artificial (IA).

Inteligencia artificial… y emocional

Estrés, rabia, cansancio… En un futuro no muy lejano, tu coche podrá entender cómo te sientes y, aunque su misión no será darte consuelo, al menos te mantendrá seguro. El éxito de los sistemas de inteligencia artificial, un campo que avanza a pasos de gigante en todas las industrias incluida la automoción, reside en saber responder a las necesidades humanas. Y las necesidades humanas, en muchos casos, son emocionales.

Honda ya ha hecho público su ambicioso calendario para la implantación  de  nuevas tecnologías basadas en la IA, un ámbito que no le es en absoluto desconocido. Durante la primera mitad de esta década, la compañía construirá el sistema y  verificará su eficacia. En la segunda mitad,  acelerará la colaboración público-privada   con el objetivo de estandarizar esta tecnología y ponerla al servicio de todo el mundo. No en vano, el lema de Honda es “Seguridad para todos”. Sin excepciones.

Uno de los grandes desafíos de la industria es identificar cuáles son las causas que provocan la ansiedad y aumentan las probabilidades de que el conductor cometa errores. Por eso Honda ha realizado un estudio basado en resonancias magnéticas funcionales del cerebro humano y el análisis de comportamientos proclives a asumir riesgos. Este original método ayuda a entender cómo sienten, piensan y actúan realmente las personas cuando se ponen al volante. Al igual que en otros sistemas de inteligencia artificial, la emociones pueden monitorizarse a través de sensores diseñados para detectar cambios en la respiración o en el latido del corazón, que son indicadores del estado de ánimo del conductor. También se usan cámaras de reconocimiento facial, que pueden «ver», por ejemplo, si al conductor se le están cerrando los ojos, si bosteza o sonríe.

Pero aún hay más. Honda también cuenta con otra tecnología pionera: el Sistema Inteligente de Asistencia al Conductor (ADAS, en inglés). Mediante sensores y cámaras, ADAS detecta los riesgos potenciales en torno al vehículo, lo que, a su vez, permite que la IA señale los riesgos de conducción y determine las maniobras óptimas en tiempo real. Fascinante, ¿verdad? Pues aún hay mucho más y lo revelaremos muy pronto. Por el momento, podemos dormir tranquilos sabiendo que en un futuro muy cercano ponerse al volante será totalmente seguro. Seguiremos teniendo nuestros miedos, claro, pero el miedo a la carretera ya no será uno de ellos.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para recordar tus preferencias y optimizar la experiencia de usuario. Para obtener más información lee nuestra política de cookies.
Al pulsar en “Aceptar política de cookies” aceptas el uso de las diferentes cokies que utiliza el sitio web. Puedes configurar o denegar el uso de las cookies en la configuración de la política de cookies.